on  onOpen

Imagínate despertar por la mañana con el chisporroteo y el olor de un par de tiras de bacon friéndose a fuego lento... Como diría Homer: "mmmmm... baconnn..."

Sólo has de recordar, antes de acostarte, de dejar la carne dentro del despertador. El Wake n'Bacon comienza a trabajar 20 minutos antes de la hora programada. Es el tiempo necesario para que el desayuno esté en su punto.

Visto en WeMakeMoneyNotArt