La clásica botella de ketchup Heinz reposiciona la etiqueta para solucionar «el problema»

0
2

Si algo caracteriza a la clásica botella de Ketchup Heinz es la aparente dificultad para extraer su contenido. Hay dos factores que complican la operación: Que la botella sea de vidrio y que el contenido sea tan denso.

Como puedes suponer, lo de ponerla boca abajo y agitarla con fuerta, o darle golpes en la parte trasera, no es la mejor forma de conseguir el objetivo.

Lo mejor forma es situar la botella con un ángulo de inclinación determinado. Pero ese dato, hasta ahora, los responsables de la marca no habían conseguido trasladarlo eficientemente a sus consumidores.

Finalmente han dado con una solución tan sencilla como eficaz: Rotar la etiqueta de la botella de forma que haya que inclinar la botella hasta que la etiqueta se vea en posición vertical.

Maravilloso.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here