Casita Módulo Lunar, lista para despegar

Un pequeño paso para un inquilino...

0
462

Una preciosidad, al menos para los nostálgicos de la carrera espacial que libraron soviéticos y norteamericanos a mediados del siglo XX. Una competición que finalizó en 1969 con dos astronautas americanos pisando la superficie de la Luna.

El momento culminante de esa misión, con Neil Armstrong caminando sobre el polvoriento satélite, estuvo protagonizado también por el Lunar Lander de la Apollo 11.

Ese pequeño habitáculo metálico les permitió alunizar y, posteriormente, despegar de la superficie para acoplarse al módulo de mando que, finalmente, devolvería a los tres astronautas sanos y salvos a nuestro planeta.

Ahora, en la ribera del río Columbia, en Washington, podemos encontrar una casita inspirada en ese mítico módulo lunar.

No es práctica, no es luminosa, no es amplia, pero ¿has visto esa escotilla? ¿y la escalerilla? ¿y esa inconfundible silueta?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here