Dulces con forma de tampón

0
1004

Es evidente que estos dulces están diseñados para agradar a los vampiros y, quizá, a licántropos u otras bestias de peculiares gustos gastronómicos, pero eso no quita que pueda ser un detalle simpático para regalar a cualquier amigo o familiar, siempre que no tenga muchos escrúpulos.

Es obra del pastelero Ohlala. Son unas galletas blandas rellenas de vainilla, moras rojas o mantequilla rosa, con un hilo de mora de color azul. Las sirve en cajas con ocho unidades, dos de las cuales aparecen extrañamente teñidas de rojo.

¿Una galletita?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here