Nuevo superhéroe danés quema coches de inspectores de Hacienda

11
79

coches-hacienda-quemados

Prácticamente se desconoce cualquier detalle sobre el nuevo superhéroe que ha aparecido en Dinamarca, concretamente en la ciudad de Fredensborg, y que le ha pegado fuego a diez vehículos oficiales pertenecientes a funcionarios de Hacienda de esa delegación.

No sabemos su nombre, ni qué poderes tiene ni cómo los obtuvo. Tampoco sabemos si los vehículos incendiados estaban ocupados por sus propietarios.

Solo sabemos lo evidente: que está entre nosotros para luchar contra el mal y aniquilar a los villanos que amenazan los bolsillos del mundo libre. Y eso siempre es una buena noticia.

Visto en Gurusblog.

11 Comentarios

  1. Creo que habéis elegido mal el tema esta vez.

    Veamos, para mí, el problema es que tenemos la percepción de que «hacienda es el estado», y particularmente, que «el estado son los políticos».

    Yo lo veo como una comunidad de vecinos. El político es el administrador, pero si un vecino no paga, nos toca pagar a los demás la comunidad.

    Es decir, este «superhéroe», va a hacer pagar a los contribuyentes los daños que ha causado. O al menos, al seguro.

    No sé, creo que deberíamos tratar de «no dejar secuestrar» este tipo de cosas. El estado somos todos, y a todos nos toca contribuir, y además exigir que nuestro dinero (el de hacienda) no se malgaste en tonterías o que acabe en LA SACA de alguien.

    Deberíamos premiar al que descubre a manirrotos y despilfarradores (o directamente ladrones), no al que no paga o contribuye a que no se pague.

    No tenemos que olvidar, repito, que el estado somos todos, y somos como una comunidad de vecinos.

    He dicho 😉

    • pues yo lo veo de la siguiente manera si el politico es un administrador es un administrador inconpetente y estafador que no solo sube los precios de la comunidad cada año sin ton ni son sino que se queda con una parte para despirlfarrarla en choradas que no benefician a nadie

      • Oh no, claro que benefician. Le benefician a él.

        Porque se va a la ferreretería, y cobra comisión cada vez que se cambia un tornillo en la comunidad, y gracias a ello tiene un puesto de ferretero asegurado.

        Y no, no te rías, a mi anterior administrador de la comunidad le han echado por eso, supuestamente.

        El problema es el abuso de poder, en este caso, que es lo que tu describes 😉

    • En una comunidad de vecinos se entra voluntariamente; a pertenecer al Estado, no.
      Eso lleva a que los administradores de las auténticas comunidades de vecinos no tienen ni remotamente el poder de ningún gobernante.

      • Creo que puedes cambiarte de país si no te gusta tu estado. Ningún estado en su sano juicio te va a poner pegas si deseas pagarles impuestos a ellos y si tienes los papeles en regla.

        Respecto al poder… en el fondo se ha permitido. Esa es para mí, parte del problema.

  2. Ironland, estoy totalmente de acuerdo contigo. Yo soy Danés, residente en España, y esto en mi país es una barbaridad. El que no paga impuesto en Dinamarca, pocos amigos tendrá (y que no lo diga en público, que le inflan a hostias). este sin vergüenza bastardo e hijo de la gran puta seguro que ni es Danés. Y el que le aplauda le metería una colleja (o 177) hasta jartarme.., por hijo de puta. El que no paga impuesto, por hacer la «pua» que se pire a otro país, que yo pago mis 2.000-2.800 euros a Hacienda todos los años 😉

    • Gracias, a eso me refiero.

      El otro día había un conocido comentando «es que todo lo que le pueda quitar a hacienda, mejor», le dije esto mismo, y encima el malo de la peli era yo

      :S

  3. Obviamente tenéis razón los que apuntáis que «hacienda somos todos».

    Lo que nos lleva a tirar de tópicos equívocos como este suele ser tener la certeza de que nuestros impuestos no se gestionan eficientemente, que los inspectores de hacienda tienen tendencia a «inspeccionar» a los pringaos que no se pueden defender, dejando impunes a los poderosos, por no hablar de los gritones de euros recaudados que acaban en los bolsillos de corruptos de todo tipo…

    • Claro, la cosa es que hay que mantener lo que se hace bien (recaudar a todo el mundo) y corregir lo que se hace mal:

      -Que el de arriba paga menos que el de abajo.
      -Que los impuestos están para que se los lleven.
      -Que se regalan montones de subvenciones super locas, inclusive a amigotes.
      -Mala gestión
      -Despilfarro.
      -Corrupción mal entendida como «picaresca».

      La cosa es eso, que ya que hay una parte que se hace bien, sigamos haciéndola bien.

      Yo poco puedo hacer, salvo seguir defendiendo la conciencia de que estamos en el mismo barco y que si dejamos de remar, moriremos en mitad del océano.

      Ahora, el que lo haga mal a propósito para aprovecharse de los remeros, lo pasemos por la quilla.

      ARRRRRR.

Comments are closed.