Si tu pareja es de lana recuerda no meterla en la lavadora

1
287

Noortje de Keijzer es una holandesa que se sentía sola cuando desayunaba huevos cocidos y no entendía que nadie te va a hacer compañía mientras desayunes huevos cocidos. Así que decidió coserse un novio para que la acompañara en esos momentos de debilidad.

El novio de lana tiene ventajas visibles: no se le cae el pelo, es calentito y si lo metes en la lavadora tendrás un novio de bolsillo, que es algo muy útil para ir al cine y pagar sólo una entrada. No es muy hablador y la poca conversación que otorga versa en criticar a los novios sintéticos, esos viciosos sin espíritu.

Respecto al sexo, bueno, supongo que los huevos cocidos tendrán cierta relevancia.

Visto en Gizmodo

1 Comentario

Comments are closed.