Paredes con galletas incrustadas. La evolución del gotelé

11
200

Sólo hay una razón justificada para lamer una pared: que un espagueti se haya quedado pegado en ella. Cualquier otra situación precisará de toneladas de excusas para convencer al que te vea (y a ti mismo) de que tu aislamiento social y tu confusión de realidades no han vuelto a hacer de las suyas. A no ser que tus paredes estén cubiertas con el papel pintado de la agencia Mischief PR.

Salpicado de 1.325 galletas reales, este papel cubre ahora un ascensor londinense, aunque se espera una próxima distribución a nivel global. Esto supondrá un cambio drástico en el modus operandi de las agencias inmobiliarias, que deberán enseñar los pisos por sabores, y también en aquellas pobres almas que tengan que ver varios pisos en una sola jornada, que podrán encenderse cerillas en la lengua después de haber comprobado que ninguna habitación está caducada.

Visto en Incredible Things

11 Comentarios

  1. y la utilidad real de esto es?

    añadiendo a mi comentario lo qwe primero qwe se me vino a la mente cuando lei qwe srian paredes con galletas pense en la cabaña de la bruja del cuento de Hansel y Gretel

  2. Teniendo en cuenta la cantidad de gente que tiene sexo en un ascensor no me parece lo más prudente chupar las paredes. Imagínate que eso blanco que hay en la pared no es el relleno de una Oreo…

    • Sí, la respuesta a tu pregunta es sí.

      Después de 7 años publicando inventos, ahora ya se han acabado.

      Hoy es el día en que empezamos con las chorradas.

      Esta es la #1

  3. Hombre, podría ser una forma de descubrir nuevas combinaciones de sabores nunca imaginadas. Por ejemplo, imagina que te pones a lamer una galleta de chocolate que minutos antes fue chupeteada por alguien que se acababa de almorzar un bocadillo de chistorra, por ejemplo…
    Venga, intentad visualizarlo…

    • Voy a intentar por todos los medios no visualizarlo. Aunque, por otra parte, el chocolate con chistorra no tiene que estar nada mal…

Comments are closed.