Puente casero para gatos que duermen al límite

CatastrophiCreations ha hecho una versión en miniatura del puente de cuerda de Indiana Jones y el Templo Maldito y la ha asociado a gatos. Resultado: un gran miau. Los mininos han encontrado otro lugar en el que repantigarse y demostrar su absoluta superioridad como raza.

Porque mientras un puente de cuerda y madera supone un desafío para el más valiente de los seres humanos, cualquier felino lo considerará una cama alta o una posición elevada desde la que atacar a su dueño cada vez que pase por abajo (es recomendable no colocar el puente sobre lugares de paso como la cocina o el aseo). Si lo que queremos es añadir algo de tensión y que el gato sufra igual que nosotros, podemos colocar un cubo de agua lleno de ovillos de lana justo debajo del puente; si cae no sabrá si huir del agua o quedarse desarrollando su obsesión lanuda; eso lo pondría en un aprieto.

Visto en Geekologie

Raro: el paraguas invisible

Air Umbrella es un dispositivo que expulsa aire a su alrededor e impide que la lluvia lo atraviese, formando una especie de cortina sobre el usuario y caras de desconcierto entre los transeúntes. Por la descripción del producto en su perfil de Kickstarter parece que dura como mucho 30 minutos, transcurridos los cuales uno pasa a ser un energúmeno mojado con una especie de linterna apuntando al cielo.

He de reconocer que llama mucho mi atención; es muy de ciencia-ficción. Además, te evitas las luchas contra el viento, que siempre han sido algo muy ridículo porque son un ejercicio de mimo llevado a la realidad. Lo malo: que por muy potente que sea el flujo de aire, la sensación de tener algo físico que te separe de la lluvia es insustituible, así que siempre te vas a sentir más desprotegido. No sé, es algo raro pero me atrae de forma irremediable. Si lo viese en un chino lo compraría inmediatamente, eso está claro.

Visto en Like Cool

El decepcionante robot camarero

Este es mi segundo día sin café. Ayer estuve agonizando, viendo bebés en el techo y esas cosas que pasan cuando uno se intenta desenganchar. Así que hoy tenía que hablar de café, era inevitable, aunque sólo fuera mi excusa para decir que lo estoy dejando.

Cuando he visto que un robot japonés hacía café se ha iluminado mi día. Es cosa de una compañía japonesa llamada Nextage y, la verdad, deja bastante que desear. Sé que es difícil hacer robots. O, bueno, en realidad no lo sé, sólo lo deduzco porque a mí me resulta difícil pegar un póster en alineación con la pared; lo de los robots debería ser más complicado o vivo totalmente engañado.

El caso es que el robot que hace café es un tanto desesperante. Milagroso, sí, como todos los robots, pero falto de ritmo. Además, no sé si dejaría que una camarera que no mascara chicle con la boca abierta me sirviera; me sentiría raro. Y probablemente tuviera que volver al café para compensar esa sensación (sí, estoy buscando excusas para volver).

Visto en Kotaku

Amor cibernético: anillos de boda de R2D2 y C3P0

No está demostrado el rumor de que, en el Episodio VII de Star Wars, actualmente en rodaje, vayan a contraer matrimonio los droides C3-P0 y R2-D2. Y de lo que estamos seguros que no va a suceder es que, si el rumor es cierto, realicen en la ceremonia el tradicional intercambio de anillos entre la pareja, sobre todo por la evidente falta de apéndices dactilares que podemos apreciar en R2.

Quizá las alianzas que os presentamos sean más adecuadas para las parejas de humanos en las que ambos componentes presenten un nivel elevado de midiclorianos en sangre.

Sí, realmente ese debe ser el destino de estas dos preciosidades diseñadas por el artista Juan Hidalgo.

Visto en IncredibleThings

No te aburras en clase: goma de borrar y muñeco de futbolín

Los diseñadores de Peleg-Design han ideado unas gomas de borrar con forma de muñequito de fubolín que convertirán las aburridas clases en apasionantes encuentros de fútbol. Sólo hay que añadirles un lápiz, un post-it arrugado a modo de pelota y un folio en blanco donde dibujar el terreno de juego.

Partidos que terminarán en el momento en que el profesor se de cuenta y requise los muñecos para jugar él solito en la intimidad, como es habitual.

Visto en Likecool

 

 

Visita nuestra tienda de regalos originales
No Puedo Creer... Que Lo Vendan



Luke: Yo... No puedo creer... Yoda: Ya, por eso has fallado.
Episodio V. El Imperio Contraataca, 1980
NoPuedoCreer - Buscando desde 2005        QueLoVendan - Vendiendo desde 2010        Creative Commons    Aviso legal
Desarrollado por {onestic}