Sacos de dormir heroicos

Esto funciona más o menos así: te invitan a una acampada y accedes porque hace demasiados años que no colocas tu cuerpo a la intemperie y sientes curiosidad por su reacción. Igual implosiona, grita por los poros o evoluciona sacando miles de tentáculos que rastrean el bosque en busca de un router. El caso es que aceptas. Y ya que lo haces, lo haces bien.

Llega la hora de dormir bajo las estrellas. Hasta el momento no te ha dado ningún ataque de ansiedad; hay 3G, así que lo llevas bien. Tus compañeros han montado la tienda de campaña mientras tú intentabas sacarte una rama del zapato. Os ha llevado la misma cantidad de tiempo conseguir ambas metas. Todos han preparado sus sacos de dormir raídos y mohosos por su vida aventurera repleta de emociones. Te hablan de sus virtudes, su capacidad para aislar el frío gracias a capas de materiales que para ti suenan todos a adamantium.

Así que te pones tu saco de dormir de Iron Man en la tienda de campaña y sales al exterior. Sabes que tu saco es el mejor (es el maldito Iron Man) y todos esos runners paganos van a aprender una lección. Miras a tu alrededor: una chica le está dando una sesión de reiki a un barbas; un tipo ha sacado una guitarra y murmura letras propias porque todavía no está seguro de sus sentimientos (se asegura de decir eso en voz alta para que quede clara su profundidad emocional); la otra chica te mira en un descuido y aprovechas la oportunidad para alzar la mano y hacer como que le lanzas un rayo de energía. Ella sonríe y levanta un pulgar. Y mira hacia otro lado.

Y decides ser tú mismo. Te sientas a la mesa con tu saco de Iron Man, comes como un cerdo, te emborrachas en menos de una hora y te das una vuelta por el bosque pensando que puedes hacerlo, ya que gracias a tu maravilloso traje puedes dormir en cualquier sitio. Forma parte de ti. Y además recicla la orina. Estás seguro de eso, sí. De las películas o de los cómics, pero lo dicen en algún sitio. Pues ya está, a echar la noche.

Amaneces en lo alto de una colina enfundado en un saco de dormir de Iron Man meado y vomitado. Despiertas por el ruido de unas hélices de helicóptero que da vueltas sobre ti. Y entonces piensas algo que sólo puede pensar alguien al que todavía no se ha pasado la borrachera: en la tienda de campaña no vi ningún helicóptero, ¿dónde lo guardaban? Así que señalas al helicóptero y gritas "¡jamás me cogeréis vivo!" y echas a correr por el bosque. Te capturan en menos de diez minutos. Descubres que son guardias forestales. Atas cabos. Te llevan junto a tus compañeros. Se alegran de que estés vivo. No es un sentimiento recíproco pero sonríes igualmente, te rascas la nuca y pides perdón aunque te dé igual recibirlo.

Te quitas el saco de dormir, te cambias de ropa y mientras el resto desmonta la tienda de campaña tú te alegras de que todavía haya conexión 3G, ya que tienes algo importante que tuitear: Finde en la montaña durmiendo bajo las estrellas. Respirando. Paz absoluta. Descansando de la ciudad con amigos. #naturalezaviva #reiki #conexióninterior

Visto en Geek Tyrant

Disfraz de osito de peluche (o de ewok) para perro Shih Tzu

Para los indocumentados, comentar que Shih Tzu es una marca raza de perro originaria de China. Se trata de perros pequeños, peludos, abrazables y emparentados remotamente con los ewoks (aunque este último dato es producto de discusión en la Wikipedia).

De todas cosas que se pueden hacer con un perro Shih Tzu, quizá la más divertida sea disfrazarlo de osito de peluche y grabarlo en una toma frontal correteando hacia la cámara, como podemos ver en este video:

Los que dudan sobre si los Shih Tzu y los Ewoks están emparentados, que le pongan una camiseta marrón, de esta forma, y comprueben la similitud.

Visto en Likecool

Problemas en la ducha: The shower cannot be displayed

En un caso como este ¿hay que llamar al fontanero, al "amigo informático" o preguntar a los chicos de NPC si la venden en su tienda?

Probablemente la respuesta correcta es la tercera, que vamos a ampliar añadiendo que, de momento, no está disponible, pero que ya hemos mandado a un escuadrón de nuestros monos voladores en busca de esta genialidad, para incorporarla lo antes posible al catálogo de cortinas de baño originales en QueLoVendan.

Esperamos tener novedades en breve.

Visto en imgur.com

El nido humano

Todo el mundo quiere reencarnarse en un pájaro para ser libre, volar y bla, bla, bla... Ser un pájaro no siempre tiene ventajas. Tomad como ejemplo la imagen superior y añadid a vuestra madre encaramada sobre el nido, regurgitando comida sobre vosotros y vuestros hermanos en una especie de bukkake alimenticio. Y además con el riesgo de caer del árbol. Si la hora de comer ya es un suplicio para un niño humano la de un pájaro es un verdadero infierno: es repugnante, te juegas la vida y cuando acaba y empiezas a hacer la digestión alguien enciende el aire acondicionado y descubres que tu madre ha construido el nido a dos milímetros de él.

Eso no significa que el nido de OGE Creative Gruop no sea una maravilla. Parece cómodo y, claro, desde una óptica humana, un nido así no tiene ninguno de los inconvenientes de los que hablaba. Se supone que está hecho para varias personas, pero está claro que al final ese nido acaba siendo propiedad de uno solo; es el lugar envidiable de la casa y sólo provoca peleas a su alrededor. Es como el Anillo Único pero con cojines, con la excepción de que si a alguien se le ocurre arrojarlo al interior de un volcán nadie se lo agradecerá. Más bien todo lo contrario: detrás del nido irá él.

Visto en Like Cool

Anatomía de Ralph Wiggum en 3D… comestible

Estaremos de acuerdo en que no existe nada más dulce (al menos, en Los Simpsons) que oir a Ralph Wiggum expresarse. Sólo imaginármelo diciendo algo como "La profesora Krabappel y el director estaban en un armario haciendo bebés, yo vi a uno de los bebés, y uno de los bebés se quedo mirándome" ya me provoca una subida de glucosa mareante, así que no me quiero imaginar el efecto que puede causar en mi organismo la visión y posterior ingestión de la figura que vemos en la imagen.

Se trata de un estudio anatómico en 3D de Ralph Wiggum en forma de pastel realizado por la artista Kylie Mangles, que se inspiró en una camiseta diseñada por Erick Flores.

Un trabajo espectacular en el que no sólo podemos apreciar las interioridades del popular personaje, sino también comérnoslas y saborearlas. Bueno, eso en el caso de que consigamos que Kylie lea este post y tenga la amabilidad de hacer una nueva unidad especialmente para nosotros. Cosas más raras se han visto.

Visto en incrediblethings.com

 

 

Visita nuestra tienda de regalos originales
No Puedo Creer... Que Lo Vendan



Luke: Yo... No puedo creer... Yoda: Ya, por eso has fallado.
Episodio V. El Imperio Contraataca, 1980
NoPuedoCreer - Buscando desde 2005        QueLoVendan - Vendiendo desde 2010        Creative Commons    Aviso legal
Desarrollado por {onestic}