Pervertidos comunicativos, aquí tenéis vuestros emoticonos

En Flirtmoji se pueden descargar emoticonos que nos permitan decirle a una persona no te lo tomes a mal, pero se ha quedado día de sodomizarte con un cable telefónico. Y con el ahorro de palabras que supone, lo podemos decir muchas veces sin que apenas afecte a nuestra psique.

¿Por qué querríamos hacer algo así? Porque muchas veces es difícil expresar lo que uno siente con los emoticonos. Que sí, que para expresar las sensaciones que provoca la literatura experimental de posguerra en Francia tenemos a la bailarina para facilitarnos el camino, pero el resto de emociones humanas cojean un poco.

También funciona al revés: después de cuatro días de silencio, nada mejor que mandar una vagina junto a una tirita y esperar a que la otra persona saque conclusiones. Ahora bien, si esa persona es tu madre, que no te extrañe que te llame para preguntarte si estás comiendo bien.


Visto en Incredible Things

Un tipo juega al Super Mario World con una flauta (y lo matan muchas veces, claro)

El tipo que podéis ver en la fotografía se hace llamar Wakou y sí, está tocando la flauta con la nariz. Pero no se planta ahí: mientras lo hace está usando un programa llamado Audio Pad que interpreta los sonidos de la flauta y los transforma en órdenes para el bueno de Super Mario, que se mueve hacia la derecha con un Fa, a la izquierda con un Re,... una tortura, vamos.

Para dejar constancia de este hecho Wakou ha preparado un vídeo en el que uno puede ser testigo de sus aptitudes para jugar al Super Mario con la nariz. Supongo que dentro de poco alguien compondrá la melodía idónea para pasarse todo el juego con la nariz, y en ese momento podremos decir que el ser humano ha llegado a so cota más alta de dignidad. A partir de ahí, nada será igual.

Visto en Kotaku

Punch a Monet, un juego para destruir obras de arte

Punch a Monet es uno de esos videojuegos que tiene que existir para que la gente no haga en la realidad lo que hace en ellos. Básicamente se trata de un enfrentamiento entre tu puño y un cuadro de Monet donde cada golpe indica cuánto dinero has destruido.

Siendo honestos, la sensación no es la misma. Un museo, con su halo de seguridad y rectitud, es mucho más tentador y lo pide, lo desea, por más que una voz en tu cabeza diga hey, respeta el lugar; esto es arte, no lo vas a entender, aquí hay tipos sensibles y tu debate interno más profundo tiene una lista de pros y contras entre culos y tetas.

Así que, en definitiva, lo único que puedo decir es que se echa en falta más variedad. Hay mucho más arte que puños y alguien tiene que hacer algo al respecto.

Visto en Kotaku

Si las redes sociales fueran chicos, y los navegadores chicas…

Si las redes sociales fueran chicos, tendrían que vestir adecuadamente. Su apariencia sería muy similar a que véis en las imágenes.

Y si los navegadores de internet fuean chicas, pues tres cuartos de lo mismo. Aunque sí, todos estamos de acuerdo en que la iExplorer sería muy diferente a la elegante figura que vemos en la imagen.

En cualquier caso, todo tenemos que agradecérselo a la exuberante creatividad de la fotógrafa Viktorija Pashuta.

Visto en Neatorama

Seis londinenses aceptan entregar a sus primogénitos a cambio de wifi gratis

Un extraño experimento llevado a cabo por la agencia Europol ha dado un todavía más extraño resultado: seis personas aceptaron entregar a sus primogénitos (cuando los tengan) a la compañía a cambio de que les facilitaran la contraseña de una conexión wifi pública.

Hay que aclarar que los firmantes no sabían nada de esto, ya que lo único que exigía la compañía para dar la contraseña era que aceptaran los términos y condiciones; es precisamente en esos términos y condiciones donde uno puede leer the recipient agreed to assign their first born child to us for the duration of eternity. Quiero pensar que esas seis personas no leyeron esa frase o, en realidad, sólo aspiran a tener un hámster y un acuario con volcán (que, ojo, también dan guerra).

Los de Europol sólo querían dar una especie de lección con todo esto y en principio no van a aceptar a los niños. Decisión comprensible, por otra parte, teniendo en cuenta que los vástagos tendrán genes de unos padres que los cambian por una conexión wifi; nada bueno puede salir de ese esperma.

Visto en The Mary Sue

 1 2 3 4 ...15 Siguiente

 

 

 

Visita nuestra tienda de regalos originales
No Puedo Creer... Que Lo Vendan



Luke: Yo... No puedo creer... Yoda: Ya, por eso has fallado.
Episodio V. El Imperio Contraataca, 1980
NoPuedoCreer - Buscando desde 2005        QueLoVendan - Vendiendo desde 2010        Creative Commons    Aviso legal
Desarrollado por {onestic}