Twerking robot: uno de los posibles futuros

He aquí un vídeo clip de Basement Jaxx en el que aparece bastante gente practicando algo llamado twerking, que parece ser es un baile basado en agitar el culo hasta que se descorche solo. Dicho vídeo clip tiene música muy a mi pesar. Lo importante, como siempre, es el mensaje:

En un futuro más o menos próximo la raza humana se ve enfrentada a su extinción porque ha dejado de bailar. Según una lógica algo cuestionable, el baile hacía que la gente se amara, sin amor no hay pasión, sin pasión no hay sexo y sin sexo la reproducción se complica bastante. Para solucionar eso, dos científicos crean el Tw3rking robot, que consiste en un par de piernas bailongas con un culo generoso y un único objetivo: calentar el ambiente.

Por supuesto, el Tw3rking robot se vende a nivel mundial, la gente baila, se enamora, se reproduce y el mundo se salva. ¿Dónde colocan al Tw3rking robot? Donde antes estaba el acuario, supongo. Porque me parece que es el único elemento del hogar sustituible por un culo. Y, claro, por poco que te guste lo artificial, si tienes en tu casa un culo moviéndose a velocidad de vértigo durante las veinticuatro horas del día, el palotismo es inevitable.

Visto en Incredible Things

10 días compartiendo piso en una rueda de hámster

Ward Shelley y Alex Schweder estuvieron viviendo en una especie de rueda de hámster gigante durante la primera semana de marzo. La instalación, llamada In Orbit, propone un espacio más o menos habitable de 19 metros cuadrados. Por la propia estructura de la rueda, los dos habitantes deben ser más o menos solidarios y tener un ritmo vital similar: cuando uno desea dormir y empieza a girar la rueda hacia su cama, el otro debe apoyar la decisión y girar para, a su vez, dar con su propia cama y dejarse llevar por el sueño.

Algo parecido sucede con las necesidades fisiológicas (hay un retrete químico) y el lugar cuenta con nevera, microondas y cocina, así como un pequeño armario para cambiarse de ropa. Por el momento no hay ducha, pero todo se andará.

In Orbit ha tenido una repercusión notable, lo que no sé si es bueno o malo; como algún arquitecto haya tomado nota y lo proponga a algún ayuntamiento bajo de fondos en menos de veinte años habremos adoptado el término "compañero de piso giratorio". Y si no, al tiempo.

Visto en Design Boom

Suéter que cambia de color según tus emociones

La gente suele expresar sus emociones mediante gestos y palabras. A veces incluso combinan las dos cosas y uno tiene que dividir su atención entre escuchar el discurso gritado, evitar los platos que vuelan en su dirección y responder a su grupo de Whatsapp "Hoy la liamos ¿sí o no, copón?" que hoy ya está bastante liado y no va a poder ser.

Para la gente de Sensoree todo esto es innecesario (sobre todo lo de los platos), así que han diseñado un suéter plagado de sensores que cambia su color según el estado de ánimo del portador.

Aprendiéndose la tabla que podéis ver arriba uno puede saber cuándo acercarse a alguien y preguntarle cómo está (sólo cuando esté en azul) o cuándo pedirle dinero (cuando esté en marroncito claro, que está en su mundo y todo le da igual). Algo realmente útil que espero se instale en la sociedad con celeridad para ver cómo se interpretan las manchas de café y de ketchup.

Visto en TIME

Avances hacia una realidad pixelada

Tangible Media Group ha logrado dar forma a algo que no sé si todos deseábamos pero es sin duda importante. InFORM es un sistema que usa Kinect de forma contraria a lo que se viene haciendo hasta ahora; es decir, que en lugar de partir del mundo real hacia el virtual, el usuario maneja un mundo virtual sobre una mesa con sensores y el ordenador lo lleva a una realidad física, sobre otra mesa que reproduce los mismos gestos.

Lo sé, como explicación no es del todo satisfactoria, pero en cuanto veáis el vídeo lo comprenderéis:

Exacto: las herramientas pasan a ser una especie de píxeles con relieve que uno maneja desde cualquier punto del planeta, pudiendo hacer físicos los datos digitales para un mejor análisis de éstos. Ese es el objetivo oficial del proyecto, pero todos sabemos que lo de darle vueltas a la bolita es lo más interesante de todo esto, y que si alguien comercializa un artilugio que permita darle vueltas a una bolita a 3.000 kilómetros de distancia se hará rico en menos de una semana. Porque el "mira lo que hago/tengo" es uno de los motores más fuertes de la economía; todo se iría al traste sin él y sólo nos quedaría apoyarnos en el siempre pujante mercado de los calcetines de rombos, que no ha conocido decadencia jamás. Es una apuesta segura.

Visto en Geekologie

La cámara que te lee la mente antes de sacar una fotografía para ver si te interesa o si te estás mintiendo

Recordaréis a la compañía Neurowear por aquel fantástico artilugio llamado Necomimi. Desde entonces sus actividades no han cesado y ahora presentan un proyecto cuanto menos curioso: la Neurocam. Un artilugio que se conecta a tu smartphone mientras toma datos de tu actividad cerebral. Mediante una aplicación (que hasta ahora sólo ha sido desarrollada para iPhone) adjudica a dicha actividad valores de 1 a 100. La cámara sólo se activa cuando la actividad cerebral supera el 60, grabando animaciones GIF de 5 segundos de lo que esté ocurriendo en ese instante.

Dicho de otra forma, el objetivo de la Neurocam es grabar los momentos que realmente te importan. Eso puede llevar a situaciones como las que muestra el vídeo: que acabe el día, veas el resumen de la jornada y descubras que las cosas más importantes del día han sido un donut, el culo de un perro y un cohete. Si has sido consciente no será una sorpresa mayúscula, pero también es posible que hubiera eventos del día que creías eran importantes y resulta que no te importaban lo más mínimo. La mente es muy traicionera. Los culos de los perros también. Y no hay nada más fácil que mentirse a uno mismo porque investigar los hechos da pereza.

Visto en Oh Gizmo!

 1 2 3 4 ...16 Siguiente

 

 

Visita nuestra tienda de regalos originales
No Puedo Creer... Que Lo Vendan



Luke: Yo... No puedo creer... Yoda: Ya, por eso has fallado.
Episodio V. El Imperio Contraataca, 1980
NoPuedoCreer - Buscando desde 2005        QueLoVendan - Vendiendo desde 2010        Creative Commons    Aviso legal
Desarrollado por {onestic}