Parece ser que los típicos ojos rasgados de las mujeres orientales no forma parte del estereotipo de belleza imperante por aquellas tierras. A ellas les encantaría tener los ojos redondos, como las occidentales.

Y, como sucede por aquí, muchas muchachas prefieren evitar pasar por el quirófano para cambiar su aspecto físico y hacen uso de soluciones imaginativas para lograr la belleza deseada de forma rápida e indolora.

Es el caso de este sistema cosmético basado en... pegamento. Sí, pegamento en los párpados aplicado con un palito que, la verdad, da un poco de grima.

Este vídeo muestra el proceso. A ver que os parece a vosotros.

Visita nuestra tienda de regalos originales
No Puedo Creer... Que Lo Vendan