Está claro: fumes lo que fumes, ya sea tabaco o cosas sacadas de cogollos, vas a molestar al de al lado. Así que lo mejor es aislarse completamente del mundo a la hora de fumar haciendo, de paso, que la vista para el del al lado aún más molesta que el hábito.

Por eso, alguien ha tenido la idea de modificar varias máscaras de gas para que sirvan como pipa: así sólo habrá que abrir la boca para echar la calada y, además, estaremos preparados por si vienen las tropas no fumadoras del kaiser con su peligroso "gas mostaza" a disuadirnos de darnos al vicio.

Una magnífica idea que, no obstante, debería ser reforzada por otros artículos como un mechero con forma de granada (como esos que antiguamente vendían cuando hacías la mili) o una bayoneta para pinchar aceitunas en las terrazas más in.

Visita nuestra tienda de regalos originales
No Puedo Creer... Que Lo Vendan