Macetas robot Planterbot

A algunos urbanitas cuya jornada laboral trancurre dentro de un cubículo delante de un ordenador, sin vistas, les gusta decorar su entorno con pequeñas plantitas a las que cuidadan con devoción. Son compañeros de escritorio mucho más tranquilos y agradecidos que los humanos con los que se relacionan en el día a día.

Ahora, con las pequeñas Macetas PlanterBot, además pueden causar envidia cochina entre sus colegas. Tienen el cuerpo como el de un clásico robot maléfico llegado desde el espacio exterior, y cómo sea su cabeza ya depende del gusto de su propietario. Evidentemente, un cactus queda muy bien, pero seguro que algunas composiciones con florecitas también pueden ser divertidas.

Tienda QueLoVendan.com

Visita nuestra tienda de regalos originales
No Puedo Creer... Que Lo Vendan