eko02

Un buen conductor, pero uno de los buenos, ante un semáforo en rojo, siempre mira al muñeco verde de los peatones. Así se sabe exactamente cuando se pondrá en rojo y, por consiguiente, en verde para él. Eso es lo que yo hago y siempre soy el más rápido y guay de la parrilla. Pero eso ya no es necesario en el caso de que el diseño de Damjan Stanković tenga éxito.

Se trata de un semáforo con la peculiaridad de disponer de un contador en la luz roja, que indica cuanto tiempo queda hasta que se ponga en verde. Su idea no es tan macarra como al final haríamos todos (en plan carreras), sino que es para que sepamos cuanto tiempo nos queda en rojo, para no ponernos nerviosos y poder apagar el motor para evitar la emisión de gases.

Aunque yo sigo pensando que, si esta idea se llevase a cabo, terminaríamos todos compitiendo al ponerse en verde, a lo Fernando Alonso en las salidas.

Visita nuestra tienda de regalos originales
No Puedo Creer... Que Lo Vendan