Sandías las hay redondas. También conocemos las sandías cuadradas e incluso hemos llegado a ver las sandías triangulares. Pero los japoneses no tienen límites.

Una sandía con forma de corazón es la última moda en el país del sol naciente (¿o eso era China?). Tal y como lo oís, sandías con forma de corazón.

Cada una de estas sandías cuesta unos 160 dólares y lleva un periodo de 3 años conseguir una sandía con esta forma. Las semillas son plantadas en un enorme corazón y al crecer, adoptan la forma de éste.

Así que ya no hay regalo más romántico para el día de San Valentín que una sandía corazón. Y si a tu novia no le gusta, se enfada y se va, siempre podrás encontrar un poco de cariño en la sandía. (Vosotros ya me entendéis, guiño guiño)

Visita nuestra tienda de regalos originales
No Puedo Creer... Que Lo Vendan